Posts Tagged ‘música’

Tocando los cojones: En el transporte público

diciembre 10, 2008

Prohibido escuchar músicaQue magnífico placer es viajar en transporte público (ya sea en atobús, tren, avión o ala delta) cuando tienes como acompañante a un niño toca-cojones cuya madre pasa de todo. Todos hemos sufrido este tipo de percances y los hemos tenido que aguantar como titanes. Pero los tiempos cambian y siguiendo las leyes naturales los toca-cojones se multiplican y además, mutan.

Con la gran difusión de ciertas tecnologías (móviles que reproducen mp3, portátiles y otras flautas traveseras) ha surgido una nueva generación de toca-cojones: los que escuchan música o ven películas sin usar cascos. Se escudan en que no tienen cascos o en que es el único modo para que varios amigos puedan escuchar el video que grabaron en Pachá. Se justifican pensando que el volumen está bajo y que a nadie le puede molestar.

Maldito centollo incívico! Te acompañan 30, 40 o 50 personas en el autobús, tren, avión o ala delta. ¿Te has preguntado si a ellos les apetece escuchar el último disco de Bisbal o tu CD del Corán* recitado en serventesios? ¿Te has preguntado qué pasaría si todos hiciésemos lo mismo?

Por favor, pensemos en los demás.

*Si ve herida su sensibilidad, sustituya el Corán por la Biblia, El Quijote o cualquier otro libro que tenga más de 1000 páginas (incluídas Guías Telefónicas).

Anuncios

Mars Bar

octubre 3, 2008

Viendo la foto de la izquierda cualquiera podría pensar que se trata de la residencia de un psicópata maníaco paranoico. Pero no, es el interior del Mars Bar en Manhattan, desde luego el bar más estrambótico al que he ido en mi vida (dudo que algún otro bar consiga superarle).

Acabamos allí porque un compañero que se conocía la ciudad pensó que nos gustaría, alegaba que era un lugar “diferente”. Y razón tenía.

Ambiente acogedor y cuidado, gente selecta y con glamour, todo ello amenizado con buen rock de los años 70 – 80. Desde luego, un lugar para visitar.

Algunas fotos más:

Please, don’t stop the music!

junio 9, 2008

Ayuda!!! Necesito música!!! Llevo una semana de exámenes y ya he escuchado demasiadas veces todos los CDs que tengo en casa (tantas que ahora me da por acabar las frases con ela, ela, ela…, o decirle “eres tonto” con una repelente tonadilla nasal al primero que pillo…), bah!… efectos secundarios de escuchar los 40. Total que al final me da por bajarme hasta el remix de algún tema mítico de Raphael por escuchar algo diferente.

El caso es que luego voy en el metro con miedo de que alguien me esté oyendo escuchar a los Backstreet Boys y me quiera enseñar lo que de verdad es la calle de atrás. Y es que para muchos es imposible desligar las tendencias musicales con la manera de ser y de pensar o incluso con la manera de vestir. Parece como si todo fuese en un “pack”. Al final sucede que por miedo a etiquetaciones se cae en el “fanatismo musical”. Por ejemplo, es dificil imaginar a alguien de estética emo escuchar El Canto Del Loco (a no ser que eso tenga algo que ver con su tendencia a autolesionarse…).

La variedad musical es necesaria y, al contrario de lo que creen algunos, no denota falta de personalidad. Todo lo contrario. Una persona con criterio propio no se deja llevar por prejuicios, está abierta al cambio y evalúa lo nuevo para luego adaptarlo (o no) a sus gustos. Lo que sí denota falta de personalidad es dejar tu criterio en manos de la moda.

Y bueno, hablando de emos, iconos y demás emoticonos, yo soy de los que varía su repertorio musical dependiendo del estado de ánimo o de la actividad. Puedo estar tranquilo escuchando Massive Attack o Coldplay, cantar los temas de Maldita Nerea en la ducha, reventarme los oidos con Chester Bennington y demás de Linkin Park, etc. Estos son mis preferidos, y cada uno de ellos hace su función… a su manera :)

[Tema de Depeche Mode “Enjoy The Silence”, versionado por el DJ de Linkin Park, Mike Shinoda]

PD: En próximas entradas explicaré mi odio incondicional y desenfrenado hacia El Canto del Loco, lo prometo.

Opinas tu: ¿Cuál es tu grupo emblema? ¿Eres de los que sólo escuchan un género musical o tienes varios grupos en la cabeza? ¿Combinas la música con tu manera de vestir? ¿Te gusta cortarte las venas de vez en cuando?